Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar su visita y recopilar datos analíticos. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Dispone de más información en nuestra Política de Cookies.

San Clemente. La joya del Renacimiento

Cuenca

En la vasta llanura manchega aparece San Clemente, envuelto en tierras de labor, con algún grupo de pinares salpicando su paisaje.   San Clemente es difícil de resumir: necesita ser visitada con ...
54
A pie
-
San Clemente

En la vasta llanura manchega aparece San Clemente, envuelto en tierras de labor, con algún grupo de pinares salpicando su paisaje.

 

San Clemente es difícil de resumir: necesita ser visitada con sosiego y con los sentidos abiertos, para disfrutar de cada detalle y de la impresionante marca de su pasado. Guarda en su casco histórico uno de los conjuntos monumentales más importantes de la provincia de Cuenca, por lo que fue declarado conjunto Histórico-Artístico en 1980.

 

San Clemente es Renacimiento, la Joya del Renacimiento Manchego. Durante el siglo XVI, la riqueza y extensión de estas tierras fue atrayendo a multitud de nobles, hidalgos, campesinos y religiosos. Fijan su asiento en San Clemente, en casas de artísticas portadas, rematadas por sus escudos de armas, las principales familias hidalgas de la comarca. Multitud de casas-palacio, edificios civiles y religiosos dan muestra de este legado.

 

La Plaza es el centro neurálgico, imprescindible en la visita, y un hermoso resumen de lo que vamos a encontrar. Aquí está la antigua Casa Consistorial (s. XVI); a su lado, el Pósito, del siglo XVI también, de doble entrada en arco y el escudo de los Austrias entre pilastras. Justo enfrente tenemos la iglesia de Santiago Apóstol (siglo XV); en la misma plaza tenemos el Convento de las Trinitarias, la antigua Cárcel de la Santa Inquisición, el Arco Romano

 

En las calles que desembocan en la plaza tenemos varias casas nobles y palacios: el palacio de Piquirroti, Casas de los Señores Bris y Ayuso, casa de Martínez del Peral, Casa de Los Acacio, de Don Adrián Jareño, Palacio del Marqués de Valdeguerrero, Palacio del Marqués de Melgarejo, Palacio de Oma o la Casa de la Reina Mora. Llegamos a la plaza del Mercado donde además del mercado de Abastos nos encontramos rodeados de conventos: Convento de las Carmelitas, Convento Clarisas y Convento de San Francisco.

 

Desde lo alto de la Torre Vieja (siglo XIV) tendremos una inmejorable panorámica de la villa, de lo que hemos visto y lo que nos queda por ver.

Oficinas de turismo
Oficina de Turismo de San Clemente
Plaza Mayor, s/n.
16600 San Clemente
969 301 200
Información adicional
Descargar folletos

También te puede interesar

Te sugerimos algunos planes que por cercanía están relacionados con este viaje.

Turismo Castilla-La Mancha 2019. Todos los derechos reservados.

Castilla-la Mancha