Utilizamos cookies propias y de terceros para optimizar su visita y recopilar datos analíticos. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Dispone de más información en nuestra Política de Cookies.

Almansa

Albacete

La característica estampa de Almansa se ve desde kilómetros de distancia: su espectacular castillo, construido sobre la gran roca que corona la ciudad, preside el entramado de callejuelas que ...
103
23km
-
Castillo de Almansa
1.9km
Centro de Interpretación/Museo de la Batalla de Almansa
0km
Casa Grande
0.8km
Capillica del Rosario
1.7km
Plaza San Agustín
5.5km
Pantano de Almansa
12.6km
Santuario de Belén

La característica estampa de Almansa se ve desde kilómetros de distancia: su espectacular castillo, construido sobre la gran roca que corona la ciudad, preside el entramado de callejuelas que conforman el casco antiguo. Sus privilegiadas vistas permiten tener una panorámica irrepetible de la ciudad.

 

El castillo es protagonista absoluto. Después de tres años de remodelación y restauración, el castillo de Almansa ha vuelto a abrir sus puerta a todos los visitantes. Se accede a través del Centro de Interpretación. 

 

Horario

Mañanas: 11:00 h a 14:00 h.

Tardes: 17:00 h a 19:00 h.

 

Precio

Entrada normal: 3 €.

Entrada reducida: 2 €.

 

Los orígenes del castillo de Almansa se remontan a finales del siglo XI, aunque su perfil debía ser muy diferente al actual, pudiendo ser un torreón de vigilancia o un recinto fortificado similar a una alcazaba de pequeño tamaño, siendo posible que los muros más antiguos existentes a niveles inferiores sean de esta época.

 

En torno a la primera mitad del siglo XIII, año 1242 al 1244, el infante don Alfonso, futuro Alfonso X “el Sabio”, conquistó estas tierras en nombre de su padre el rey Fernando III “el Santo” de Castilla, pasando a ser el Castillo y la Villa de Almansa parte de los límites de la Corona de Castilla. En el siglo XV, Almansa y su castillo pasan al II Marqués de Villena, Don Juan Pacheco, que comienza una nueva fase de reformas para adaptar la fortaleza a las nuevas técnicas militares del momento. Entre ellas destacan la construcción de la torre del homenaje con sus bóvedas de crucería y su escalera gótica, barbacanas de acceso, troneras para las armas de fuego, etc. En el siglo XVI, al igual que muchos otros castillos, el de Almansa entra en un proceso de abandono ya que sus principales funciones quedan en desuso, con el lógico deterioro que esto conlleva.

 

A los pies del castillo se encuentra el edificio de nueva construcción que alberga el Centro de Interpretación, la Oficina de Turismo y Museo Batalla de Almansa. El lugar ideal para organizar nuestra visita.

 

El fin de semana más cercano al 25 de abril se conmemora la Batalla de Almansa con una impresionante Recreación Histórica compartida con miles de visitantes.

 

Comparable a Waterloo, Normandía o Verdún, la Batalla de Almansa marca un hito en la historia de Europa, al decidir el heredero de la Corona de España y de su inmenso imperio americano. Enfrentados Austrias y Borbones, y con la participación activa de Francia e Inglaterra, en Almansa finalizó la Guerra de Sucesión, resultando ganador Felipe V de Borbón. El ascenso borbónico marcó un comienzo de modernización de España, pero también la pérdida de territorios como Gibraltar, la venta de Florida a los Estados Unidos y la decadencia del imperio colonial.

 

Tres salas interactivas donde descubrir todos los detalles de aquella jornada que cambió la historia de España y una colección de objetos etnográficos y patrimoniales de Almansa para entender la época en que se desarrolló el enfrentamiento. A lo largo del recorrido, el visitante dispone de varios puntos de información con pantallas interactivas. La visita concluye con un espectacular audiovisual. El Aula de Investigación pone a disposición de los investigadores y estudiantes una biblioteca especializada en temas relacionados con la Edad Moderna.

 

Previa cita, el museo organiza recorridos guiados por el Campo de Batalla Histórico, visitas guiadas... Y, también, la llamada Ruta Urbana "Almansa en 1707", un agradable paseo perfecto para conocer el patrimonio de la ciudad, ya que transcurre por los edificios y escenario urbanos donde se alojaron o vivieron los protagonistas de aquellos momentos y que podemos contemplar prácticamente intactos.

 

Lunes cerrado.

Martes a sábado de 10:00 a 14:00 h y de 17:00 a 19:00 h.

Domingo de 10:00 a 14:00 h.

Email: hergoga@tvalmansa.es

Teléfono: 967313180

 

Las calles circunvalan la roca del castillo. En ellas podemos encontrar algunos tesoros dignos de mención.

 

El Palacio de los Condes de Cirat, hoy sede del Ayuntamiento, conocido como Casa Grande, se levanta en la plaza de Santa María, junto a la Iglesia de la Asunción. A su espalda se encuentran los jardines del Palacio del Marqués de Montortal. Se distribuye en torno a un patio de planta cuadrada, al que se accede desde un zaguán con arco rebajado, y que hace las veces de distribuidor de los espacios habitables, una estructura que mantiene el concepto palaciego del siglo XVI. Al patio dan las galerías con arcos de medio punto sostenidos por columnas jónicas correspondientes a sus dos pisos.

 

Un pequeño tesoro escondido en el casco histórico de construcción sencilla y popular es la capillica del Rosario. Con este nombre se denomina a la capilla-arco que da acceso a la calle de la Morería. Se trata de una obra sencilla y pequeña de arquitectura popular rematada con una cúpula en cuyo interior se aprecian detalles barrocos. Sin embargo posee un destacado protagonismo en las Fiestas Mayores de la ciudad, por ser sede de la tradicional rifa de corderos cada 5 de mayo. Su construcción es de 1795, a devoción de las familias de los Cuenca y los Pina Galiano, cuyos descendientes se comprometieron a sufragar el importe del aceite consumido por su lámpara.

 

El convento de las Agustinas del Corpus Christi se encuentra en una privilegiada zona del casco histórico, la plaza San Agustín, conjunto en el que se encuentran las casas solariegas de los Enríquez de Navarra y de los Galiano además de la Casa de Cultura. Destaca del convento su portada: dos columnas salomónicas con capitel compuesto soportan un amplio entablamento con una cornisa de fuertes entrantes y salientes en la que destaca una gran ménsula vegetal.

 

La parroquia de Nuestra Señora de la Asunción es una excelsa mezcla de estilos, neoclásico, renacentista y gótico por lo que fue declarada Monumento Histórico Artístico el 13 de abril de 1983.

 

Lugar de peregrinación de todos los almanseños dos veces al año, el Santuario de Belén, a escasos 12 km de la ciudad es un entorno natural y remanso de paz para el visitante. De estilo barroco y neoclásico, el santuario de Belén está formado por una iglesia y una serie de dependencias como: sacristía, camarín, museo y, en la actualidad, la recientemente construida sala de velas. La fachada se compone de una portada principal rematada en una espadaña de construcción posterior (1922). La iglesia es de planta rectangular con una nave única y coro a los pies. Desde la cabecera se accede al museo y a la sacristía por sendas puertas de estilo barroco talladas y policromadas con lunetos decorados en la parte superior con pintura al fresco. Detrás del altar encontramos el camarín, de planta cuadrada, la dependencia más interesante. Está cubierto con cúpula sobre pechinas, dividida en ocho segmentos y decorada, al igual que las paredes, con pintura al fresco. Su suelo, original y de gran valor, se compone de azulejos de influencia levantina.

 

Finalmente, saliendo del entorno urbano, recomendamos una visita al pantano de Almansa por su riqueza medioambiental y patrimonial. Tras años de trabajo para la limpieza y dragado del embalse se ha revitalizado la zona mediante el proyecto Agua Viva, acondicionando caminos, instalando señalización y mobiliario, abriendo una Oficina de Información, zona infantil y Centro de Actividades Acuáticas.

 

Dos rutas, la de la Presa y la de Aves y Montes recorren todo el paraje y nos permiten conocer lla flora y la fauna característica de este entorno lacustre, la propia obra de ingeniería y uno de los yacimientos arqueológicos más antiguos de la población, el Cerro del Pantano.

Recomendaciones para el viaje

Del 30 de abril al 6 de mayo, Almansa muestra su mejor cara y llena sus calles de música, color y diversión en sus Fiestas Mayores, declaradas de Interés Turístico Internacional. Su peculiaridad radica en la fusión entre el carácter manchego y las influencias levantinas. Por un lado están los actos organizados por la Junta Festera de Calles, que mantienen una línea tradicional con calles engalanadas, encuentros de gachamigueros, concursos de charangas y su gran desfile festero. Por otro, la Agrupación de Comparsas de Moros y Cristianos, que deleita a los espectadores con sus impactantes entradas que finalizan con las capitanías, de las que cada año se encarga una comparsa. El acto más impactante es la Embajada mora nocturna que en el bello marco de la plaza Santa María escenifica lo que en su día fue la toma del castillo .

Oficinas de turismo
Oficina de Turismo de Almansa
C/ Estrella, 2
02640 Almansa
967 344 771
Información adicional

https://almansaturistica.es/

https://www.1707.es/

Descargar folletos

También te puede interesar

Te sugerimos algunos planes que por cercanía están relacionados con este viaje.

Turismo Castilla-La Mancha 2020. Todos los derechos reservados.

Castilla-la Mancha